Prepara tu coche para un largo viaje tras el Covid

Tabla de contenidos

  1. Comprueba el estado de la batería de 12v
  2. Echa un vistazo a la presión y al estado de los neumáticos
  3. Mira cómo está el limpiaparabrisas
  4. Revisa el sistema de ventilación y los filtros
  5. Observa que el nivel de los líquidos sea el adecuado
  6. Iluminación, todo en orden
  7. Limpia el exterior, la visibilidad es clave
  8. Desinfecta el habitáculo con un tratamiento de ozono

1. Comprueba el estado de la batería de 12v

La batería convencional de tu coche, la de 12v, ha sido uno de los elementos que más ha sufrido durante el tiempo que tuviste tu vehículo parado a causa de confinamiento por el Covid. Por ello, antes de ponerte en carretera para un largo viaje sería conveniente que te aseguraras que está al 100 %. Este consejo también se puede aplicar a todo tipo de coches, incluido los vehículos híbridos y eléctricos para preservar sus respectivas baterías de 12v.

2. Echa un vistazo a la presión y al estado de los neumáticos

Los neumáticos de un coche parado pierden presión y pueden deformarse. Por ello, si no has movido mucho tu coche durante el confinamiento deberías comprobar cómo están. De todas formas, una vez al mes y sobre todo antes de salir a carretera es conveniente por seguridad echar un vistazo a su estado general. Que no presenten cortes, abultamientos, desgastes diferentes por dentro y por fuera… También es imprescindible comprobar la presión pero, recuerda, esto debes hacerlo en frío. Es decir, cuando aún no has recorrido muchos kilómetros. Igualmente tienes que revisar el dibujo. Los expertos aconsejan que su profundidad no debe ser inferior a 1,6 mm. ¿Cómo lo puedes saber? Los neumáticos van provistos de un testigo que lo indica, pero también puedes hacerte con un medidor específico.

3. Mira cómo está el limpiaparabrisas

Los limpiaparabrisas se manchan mucho tanto en marcha como cuando el coche está parado. Sufren considerablemente porque acumulan residuos y se cuartean por el calor o por el frío. Por ello antes de salir, comprueba que los limpiaparabrisas están en perfecto estado porque si no cuando los vayas a utilizar podrían no limpiar adecuadamente, dejarán barrillo e, incluso, rallarán el cristal delantero.

4. Revisa el sistema de ventilación y los filtros

El sistema de ventilación hay que revisarlo al menos una vez al año para que funcione correctamente .En las revisiones anuales de mantenimiento de tu coche se comprueba la medida del gas refrigerante del sistema de aire acondicionado. Del mismo modo hay que sustituir o limpiar los filtros. Si sufres alergia esto lo sabes muy bien, pero aunque este no sea tu caso debes hacerlo porque las impurezas acumuladas pueden ser muy dañinas para tu salud.

5. Observa que el nivel de los líquidos sea el adecuado

Un coche parado mucho tiempo puede haber perdido parte de sus líquidos tanto por evaporación o porque se haya perdido si algún conducto está en mal estado. Antes de salir a carretera, echa un vistazo al refrigerante, al aceite, al líquido de frenos… Que el nivel sea el adecuado en cada caso. Y no te olvides de comprobar también el nivel del líquido limpiacristales.

6. Iluminación, todo en orden

Otro elementos que hay que revisar antes de salir de viaje es la iluminación. Comprueba que funcionen todas las luces, las de día, las de cruce, los intermitentes… Del mismo modo, asegúrate de que las carcasas de los grupos ópticos están en perfecto estado porque si tienen alguna grieta entrará agua y polvo y perjudicará la buena iluminación. También, procura que los faros estén bien alineados. Muchos coches disponen en el interior de un botón para su reglaje.

7. Limpia el exterior, la visibilidad es clave

Tras el Covid habrás desinfectado tu coche a conciencia, pero antes de ponerte en carretera para realizar un largo viaje debes asegurarte de que, al menos, cristales y grupos ópticos están perfectamente limpios. Esto mejorará la visibilidad y con ello la seguridad. Echa también un vistazo a la carrocería por si hay excrementos de pájaros, que son muy dañinos para la pintura. También es muy perjudicial la resina de los árboles. Elimínalos. Antes de entrar en tu coche, limpia a conciencia las manetas exteriores y no te olvides de la del portón del maletero. Aún es conveniente mantener ciertos protocolos contra el Covid.

8. Desinfecta el habitáculo con un tratamiento de ozono

Para un interior desinfectado, confortable y limpio utiliza un jabón neutro. Usa uno suave para tapicerías, alfombrillas y salpicadero. Tras esta pandemia hay que prestar especial atención a las manetas de las puertas, al volante, palanca de freno de mano, pomo del cambio, cinturones de seguridad, interruptores… y todas aquellas superficies que se tocan con las manos muy a menudo. Y no olvides una limpieza especial con una solución adecuada y desinfectante para la pantalla multifunción. Si los asientos son de cuero, lávalos con un producto específico. Y, un consejo: ¡No utilices alcohol o lejía!, son productos perjudiciales para los materiales de tu coche. Para finalizar y dejar el habitáculo de tu vehículo completamente desinfectado utiliza un tratamiento de ozono, un sistema muy eficaz para eliminar todo tipo de microorganismos. Después de una pandemia así, el ozono es un valor seguro.